Vender sin tener la mercancía en inventario

Las tiendas online han dado un brinco gigante desde que el internet se volvió parte de la vida de los negocios (y de todo lo demás), tener una tienda online es un factor 99% necesario si lo que quieres es tener un 100% de éxito. Aunque claro, empezar desde 0 con una tienda en línea puede ser complicado.

A pesar de que los gastos son mucho menores que el tener un negocio presencial porque no requiere pago de instalaciones, se eliminan los gastos comunes como la luz o el agua, puedes trabajar solo o con un grupo pequeño de empleados, etc. Debes invertir en mercancía.

Sin embargo esto puede ser un punto relativo si aplicas el Drop Shipping, si no tienes ni la remota idea del significado de la palabra, seguro tendrás la coherente pregunta: ¿Qué es Drop Shipping?  La verdad, es que el concepto es bastante sencillo y que te suma muchos puntos para la cima del éxito.

Drop Shipping, que puede decirse triangulación de envíos en el idioma castellano, es lo que se conoce como un modelo de ventas o negocio; que consiste en la interacción compra y venta de: un vendedor minoritario, un comprador y un mayorista.

El modelo de e-commerce que se ha convertido en uno de los favoritos por sus múltiples ventajas para los tres participantes que lo conforman, trabaja de la siguiente manera; el vendedor minoritario ofrece, vende y cobra los productos de forma online, pero estos no los posee en inventario o en stock.

Entonces, ¿cómo es posible que venda algo que no tiene? Sencillo, contacto un proveedor mayorista, quien se encarga de enviar el producto vendido directamente a quien haya sido el comprador, pagando una cantidad de dinero o comisión que ha sido establecida con anticipación al vendedor minoritario.

Emprende tu propio negocio con Drop Shipping

Ahora que ya sabes la definición básica del Drop Shipping , seguro te has animado a tener tu propia tienda online en la que podrás ofrecer productos luego de haber hecho negocios con un proveedor que ofrezca beneficios jugosos no lo para ti sino para los futuros clientes.

Este punto es importante tenerlo en cuenta, ya que de sus servicios dependerá también tu reputación como empresa, ya que no solo entregará directamente los productos y servicios que hayas vendido, sino que también se hará cargo de las garantías y más.

Asegúrate de buscar productos y precios que compitan  significativamente en cuanto a calidad y precio en el mercado en que te quieras desenvolver, de esta manera ambos vendedores (minorista y mayorista) participarán de un negocio en el que ambos ganarán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *