Pole Dance, una disciplina de baile cada día más en alza

pole dance

No existe nadie que no conozca el Pole Dance, ese baile tan sexy que se realiza con una barra y que practican famosas como Shakira, Cindy Crawford o Jennifer Aniston para mantenerse en forma.

Esta disciplina ha pasado de unas pocas seguidoras a expandirse rápidamente hasta convertirse en uno de los deportes que más chicas practican hoy en día en las clases de baile Madrid. 

Este baile beneficioso y divertido combina el esfuerzo físico y la sensualidad, la disciplina y la constancia con romper los límites y es uno de los bailes más completos que podremos encontrar en las clases de baile.

Pero siempre ha estado perseguido por mitos, que poco a poco se han ido dejando atrás, entre los más que más habremos escuchado se encuentran:

El Pole Dance lo practican las mujeres para ganar dinero: Aunque puede ser una profesión la mayoría de las mujeres decide practicarlo solamente por diversión, no por dinero. Tampoco lo hacen para que alguien las mire, sino para mejorar su forma física y expresarse a través del baile.

Para bailar Pole Dance tienes que tener el cuerpo de una modelo: Cualquier tipo de mujer, sea de la complexión que sea puede practicar esta disciplina. El peso máximo que suele soportar una barra es de unos 80 kilos, dentro de estas medidas no existen requisitos. Tampoco hay que ir a clase en tacones o lencería, se puede ir a clase como si fuésemos a practicar yoga o jazz, si que se recomienda dejar al descubierto las zonas de mayor contacto con la barra.

Las profesoras: Las maestras de baile que  encontrarás en las clases pueden ser pedagógas, periodistas o diseñadoras que enseñan esta disciplina no como un oficio sino como una pasión.

De hecho nos podremos encontrar con profesores, ya que muchos chicos se están apuntando a este baile tan beneficioso.

Tonifica tus músculos, te mantiene flexible y en una hora de clase puedes llegar a quemar  hasta más de quinientas calorías. Por ello mucha gente ha dejado atrás los mitos para sumarse a los beneficios.

1. Es universal

Da igual si eres alto o bajo, si eres de complexión robusta o delgada, esta disciplina es para ti. Antes de empezar las clases el profesor te pondrá una serie de ejercicios para comprobar tu nivel.

Al principio empezarás con ejercicios de piernas, abdomen y brazos para fortalecer estos. Te explicarán la forma correcta en  la que debes agarrarla barra y empezarás a hacer los primeros giros, para ir, de ahí poco a poco aumentando la dificultad.

2. Serás tan flexible como una bailarina

Más que comparar este baile con la danza del vientre, otro de los bailes más sensuales del mundo, deberíamos compararlo  con disciplinas acrobáticas. Además de fuerza ganarás flexibilidad.

3. Es un baile beneficioso para nuestra salud

Al luchar contra la gravedad para conseguir hacer las figuras haremos que nuestro cuerpo se tenga que sostener a sí mismo, aumentando la fuerza de nuestros músculos. Al practicar Pole Dance también tendremos beneficios cardiovasculares e incrementaremos nuestra resistencia.

Eliminamos toxinas ya que el trabajo abdominal  hace que nuestro sistema urinario las elimine. Así evitaremos retener líquidos, aceleraremos nuestro metabolismo, al mejorar la circulación las varices desaparecerán  y la grasa acumulada irá desapareciendo poco a poco.

4. Mejoramos nuestra coordinación

No resulta nada fácil hacer las figuras en el aire, deberemos saber cuando quitar nuestras manos, o cuando impulsarnos para girar. Esta disciplina engloba movimientos del yoga, de la gimnasia rítmica o de la danza aérea.

5. Cada día un nuevo  reto

Sólo existen los límites en nuestra mente. Cuanto más practiques verás que cada vez quieres hacer más giros y más acrobacias, verás que en unos pocos meses has conseguido hacer algo que jamás imaginaste y tu autoestima se verá disparada.

Y es que este baile tiene algo que te atrapa desde el primer momento, hace que desarrolles tu confianza y tu seguridad, que crezcas como bailarín viendo las maravillas que eres capaz de hacer con tu cuerpo, una barra y música. Quizá sea por todo eso que las clases de baile Madrid de Pole Dance están siempre llenas de gente.

El juego holístico en las guarderías infantiles

guarderia infantil

Se trata de uno de los juegos estrella dentro de las aulas de cualquier guardería infantil. Se trata de una actividad ideada por la prestigiosa pedagoga Elinor Goldschmied para que se llevase a cabo con niños en su segundo año de vida.

Aprovecha la enorme curiosidad que tienen los niños, hace que interactúen con objetos y diferentes tipos de materiales (es una continuación del juego de la cesta de los tesoros) y desarrolla sus capacidades y habilidades sociales.

De forma natural los niños ya exploran y combinan cualquier objeto que tienen a su alcance, lo cogen, analizan, intentan meterlo en otro… 

Aprovechando esta actividad espontánea junto con la creciente destreza manual y el aumento de su movilidad la doctora propuso llevar este juego a las escuelas infantiles de España, Italia y Reino Unido en niños de entre los 12 a los 24 meses de edad.

El término viene de la palabra griega “heurisko” que significa investigar o descubrir, y como no, hace referencia a la idea central de la actividad que es la de aprender de forma activa.

El juego está fundamentado en la exploración sistemática y se realiza dividiendo la clase en grupos de ocho  a diez niños en los que manipulan objetos no didácticos explorando todas las posibilidades que les ofrecen.

Es decir, los giran, los abren y cierran, los tapan y destapan, los llenan  o los apilan en montañas. 

¿Cuales son las ventajas de este tipo de juego?

Gracias a este juego los  niños de la guardería infantil San Sebastian de los Reyes son capaces de ejercitar en mayor  medida y enriquecer sus capacidades físicas, sociales, emocionales e incluso cognitivas.

A través del  aprendizaje activo el niño es capaz de estructurar su pensamiento, de mejorar el clima existente entre los  compañeros, de ampliar su conocimiento acerca del entorno que les rodea, fomentar su concentración y atención, adquirir un lenguaje más amplio y una mayor comprensión verbal y estimular sus sentidos.

Cada vez que los niños juegan se produce un escenario distinto. Los alumnos tendrán muchos objetos para elegir, que cogerán según sus inquietudes o intereses, los cuales al igual que en los adultos  varían según el momento.

Cada vez que los niños cojan algún objeto percibirán sus cualidades (el material del que está hecho, la dimensión, su volumen, si es rugoso o liso, el peso, el color…). Adquirirá nociones de cantidad y capacidad, descubrirá lo que significa la gravedad, el equilibrio  con la práctica. Conocimientos que más tarde se le explicarán de forma teórica pero que serían muy difíciles de entender sin una experiencia previa.

Reconocerán las diferencias de cada objeto, compararán estos, podrán establecer a partir de estas semejanzas y diferencias la pertenencia o no a un conjunto determinado. 

Serán capaces de estructurar su lenguaje y su pensamiento, de aumentar su destreza manual ya que esta solamente se adquiere con la práctica, mientras los están manipulando se concentrarán potenciando su capacidad y gracias a la libertad de acción que se les otorga durante el juego desarrollarán creatividad.

¿Cómo tienen que ser los objetos elegidos para el juego?

Deberán ser de fácil manejo, variados en cuanto a su textura, dimensiones, formas y colores. Preferiblemente de materiales naturales, ya que la mayoría de objetos se fabrica con plástico y esto empobrece las sensaciones táctiles.

La mayoría de objetos los podremos encontrar en nuestro entorno, nuestra casa, en el parque o en nuestro lugar de trabajo. Son objetos sencillos de mercerías o ferreterías, tapas metálicas de botes de comida, el tubo interior del rollo de papel higiénico, anillas de cortinas o pompones de lana.

Deberemos comprobar que se puedan apilar entre sí o contenerse unos a otros. En cuanto al número el ideal son unos quince tipos diferentes de objetos, los cuales tendremos que ir renovando. La cantidad variará según el número  de niños  que tenemos por clase, pero entre los 25 y 50 son suficientes para que no le  falte a ningún niño.

¿Cuánto dura una sesión?

Las sesiones de juego heurístico durarán alrededor de los 45 minutos, pero dependerá del interés que vea el docente en los niños.  Si ve que se aburren y empieza a decaer su interés y su participación procederá a la retirada de materiales.

Encontraremos tres fases diferenciadas, la preparación del material que deberá hacerse en un aula carente de otros objetos que puedan captar la atención de los niños, separando los materiales según cualidades.

La de exploración, que durará alrededor de los 25 minutos, en la que son los propios niños los que se preguntan “¿Qué puedo hacer con este objeto?” para empezar después a separarlos, apilarlos…

Y la última, que es la de recogida en la que el educador les indicará dónde va cada objeto. Hasta este momento el educador solamente tiene un papel meramente observador.

El ictus y las negligencias médicas

negligencias medicas

Uno de los casos más comunes de negligencias médicas es la mala praxis o retraso en el tratamiento de los accidentes cardiovasculares que pueden llegar a provocarle al paciente un ictus o a agravar las secuelas de este.

Normalmente los pacientes que sufren de enfermedades cardíacas, sobre todo las que tienen su origen en la arteriosclerosis de las arterias coronarias y el infarto de miocardio (cardiopatías isquémicas) corren un riesgo mucho mayor que la media  de padecer un ictus.

Si contamos con estos antecedentes, sabemos que el paciente fuma y que no mantiene hábitos de vida saludable estaremos frente a un paciente que probablemente presente mayor riesgo de padecer un ictus. Si no tomamos las medidas previas oportunas estaremos frente a una negligencia médica grave.

El ictus

Está catalogado como una patología urgente, dentro de los tratamientos iniciales su tiempo de aplicación deber ser menor a las seis horas, aunque hay algunos que pueden ser tratados durante las primeras veinticuatro horas.

lamentablemente encontraremos que las estadísticas no son favorables en cuanto a las negligencias y el ictus. Encontrándonos muchos casos en los que se ha diagnosticado mal un ictus (confundiendolo con simples cefaleas), altas prematuras o se ha retrasado la aplicación del tratamiento (aumentando así las secuelas y disminuyendo la eficacia del tratamiento).

Un ejemplo de ello es no tratar bien y no realizar un correcto seguimiento de los Accidentes Isquémicos transitorios, que son la antesala de los ictus. Nos hemos encontrado muchos casos en los que se ha minusvalorado la gravedad dándole el alta al paciente y no derivando a este  a la Unidad de Ictus.

¿Cuales son los diferentes tipos de ictus que nos encontraremos?

1. Ictus trombótico. También conocido como aterotrombótico o trombosis cerebral, su causa es la obstrucción de una arteria importante por un coágulo de sangre que impide el paso de la sangre a una parte del cerebro. 

2. Ictus embólico o embolia cerebral. Ictus isquémico originado por un trombo cerebral pero formado lejos del lugar de la obstrucción ( el cerebro), por ejemplo en el corazón.

3. Ictus hemodinámico. El más frecuente dentro de los ictus isquémicos. Se produce por un déficit del aporte sanguíneo debido al descenso de la  presión sanguínea. Esto se dará en paradas cardiacas, con arritmias graves o en situaciones en las que se mantiene una hipotensión arterial grave.

4. Hemorragia subaracnoidea. Se localiza entre la  superficie del cerebro y la parte interna del cráneo. Se debe normalmente a la rotura de la pared delgada de una arteria o aneurisma arterial.

5. Hemorragia intracerebral. Se trata del ictus hemorrágico más frecuente y es debido a la rotura de una arteria cerebral profunda cuyo contenido sanguíneo presiona el tejido cerebral  circundante dañandolo.

¿Cuales son las secuelas de un ictus?

Entre sus secuelas más graves y extendidas encontraremos la  parálisis, que varía en gravedad y tipos. La parálisis leve o  Hemiparesia y la Hemiplejia o parálisis grave que se encontrarán reflejadas en el lado contrario del cerebro y encontraremos que se puede paralizar solamente una mano o pierna o el lado entero del cuerpo.

Las complicaciones motoras como la pérdida de fuerza, pérdida de control de movimiento (mayor espasticidad) o la  falta de coordinación (que ocasiona mayor probabilidad de caídas).

Los déficits de lenguaje y problemas cognitivos, afagias (dificultad para tragar), problemas en la comprensión del lenguaje, falta de atención o problemas en la memorización o el razonamiento.

Es importante por lo tanto un correcto diagnóstico de la patología y del alcance de las secuelas. Teniendo en cuenta el tamaño de la arteria obstruida y del área del cerebro que se encuentra dañada, así como la edad biológica del paciente y su estado de salud anterior.

Cualquier omisión de información o mala valoración agravando un Accidente Isquémico provocando lesiones mucho más graves y duraderas o incluso el fallecimiento del paciente, ocasionando así una de las negligencias médicas más comunes desgraciadamente en los últimos tiempos.

El Camino y Breaking Bad: Conoce al icónico personaje de Walter White

A pesar de que en El Camino: Una película de Breaking Bad el personaje de Walter White no está presente, hoy conocerás esos datos que lo hicieron ser el personaje más icónico de la serie, siendo conocido hasta ahora como el Heisenberg de esta era y el criminal con la razón más noble para vender metanfetaminas.

Continuar leyendo «El Camino y Breaking Bad: Conoce al icónico personaje de Walter White»